Esclavos del canon de belleza

En una sociedad en la que se premia la buena imagen y el cuerpo delgado y definido, los Trastornos de la Conducta Alimentaria están a la orden del día. Factores socioculturales, entre los que se encuentra la influencia de los modelos mediáticos y publicitarios, hacen que no seguir con el canon de belleza pase factura

 

Andrea López Zanón.– Un sonido estridente y agudo resuena en toda la habitación. Es hora de levantarse. Eva abre los ojos y apaga el despertador. Al primer pestañeo se da cuenta de que ayer se pasó con su clase de spinning. Con aire alicaído, se sienta sobre la cama y se mira las piernas. Qué gordas y flácidas. ¿Cuándo conseguiría tener el cuerpo que quería? Se levanta con rabia, casi con rechazo, y abre la puerta de su armario. ¿Qué se pondría aquel día? El verde claro resalta su estómago. El rojo la hace sentir demasiado expuesta a la mirada de la gente. El lila marca sus cartucheras. Al final recurre a lo de siempre: gris arriba y negro abajo. Son los únicos colores que la hacen sentir segura para enfrascarse un día más en su lucha habitual: una lucha contra ella misma. Sigue leyendo