Un punto azul pálido

Cogió una roca demasiado pequeña para el tamaño de sus manos. La miró y olfateó durante un buen rato y, aunque no había nada en ella que le llamara especialmente la atención, la sostuvo en el espacio durante un tiempo más. Un manto brillante la cubría y una densa neblina se movía dentro de ella sin criterio alguno. Sigue leyendo

Anuncios